Por que debes de ir a una conferencia de Emilio Duró

En conferencia Emilio Duró suele ser visto como un optimista, aunque posiblemente no nos atreveremos a decir que lo sea “nato”. Lo cierto es que se ha vuelto un optimista a voluntad, lo que ha resultado aún mejor que nacer siéndolo.

Muchos nos preguntaremos cómo llegó a ser famoso,  es que de acuerdo a lo que él mismo cuenta en su charla, Emilio Duró en algún momento alguien llegó a grabar la conferencia sobre la felicidad que dio en el Congreso de comercio gallego, la subió a Youtube y esta inevitablemente se hizo viral. Esto no sería algo que nos deba extrañar.

En todo caso, ¿Quién es Emilio Duró?

Si nos remitimos a su biografía y su charla motivacional Emilio Duró, allí se le  define como un profesor y conferenciante que, de acuerdo a lo que cuenta, se apartó del ajetreado mundo de la empresa cuando tuvo un susto con Yoplait.

Al parecer presentó una baja en las ventas de los yogures por lo que le dio un amago de infarto, y de camino al hospital pudo darse cuenta que no era muy inteligente morir por algo así. Así fue como lo dejó y comenzó una nueva vida cambiando la presión y el estrés por el optimismo y la ilusión.

En la actualidad, los vídeos de Emilio Duró han llegado a ser los más visitados, sus frases en relación con el optimismo se han vuelto célebres dando conferencias en todos los rincones de España. 

Existen dos tipos de conferencias, hay unas que te atrapan y también las que no. En el caso de Emilio Duró, es de las primeras.

¿Qué hace bien?

Sus conferencias tienen inicio en el atril, de donde se levanta a los  cinco minutos con lo que deja a un lado la barrera que se levanta entre el orador y la audiencia haciéndose mucho más cercano.

Además, Emilio Duró no se limita a estar delante de los participantes, sino que se desplaza entre ellos acercándose a cada uno y de esta manera los hace todavía más cercano. En oportunidades, incluso se dirige a alguien del público directamente.

En su preparación emplea una estructura semejante a la del viaje del héroe diciendo   que él era una persona de éxito y todo le iba bien hasta que un día la vida le puso en su sitio con un susto. Por lo que se planteó todo de una forma diferente. Las personas no desean escuchar sus éxitos, sino los fracasos.

Su energía es contagiosa. Son diversas las cosas que lo hacen percibir enérgico como hablar rápido, saltar, cambiar de tono, gritar, camina lento, camina rápido, baja del escenario, se vuelve a subir, escribe en la pizarra, realiza gestos rápidos y directos, entre muchas cosas más. Todo ello, hace que transmita fuerza y energía. Lo que es replicable. 

A menudo hace uso del humor. De las frases de Emilio Duró podemos encontrar muchas que son enormes. Sus primeros aplausos los recibe al relatar una anécdota sobre el éxito donde se demuestra que es cíclico y que, aparte, va en función de la edad.